viernes, 28 de agosto de 2020

Carta a una persona con una discapacidad adquirida

 


¡¡¡Hola!!!

 Puedo entender, lo que estás pasando, no puedo decir, que yo pasé lo mismo, porque no es verdad, mi discapacidad llegó, cuando apenas era un bebé, he vivido toda mi vida con ella, no me imagino vivir sin esa condición, a diferencia de ti, que recién llegas a convivir con una discapacidad.

 Dices que detestas la discapacidad, que porqué Dios te castigó, qué clase de maldición es esta… Estás enfadado, lo sé, es comprensible, estás pasando por una dura etapa de duelo, sí, si como si perdieras a un ser querido… es normal, tienes que tomar este proceso a tu paso, pasará, llegara el día que verás esto de distinta manera, sé que ahora no me crees, tienes la idea, que jamás podrás adaptarte a esto, ni a un cambio de perspectiva, pero te doy mi palabra que pasará y verás todo con más claridad, de lo que lo ves ahora.

 Es lógico que te sientas así es una situación, totalmente desconocida para ti, quizás para los que te rodean también… Se dicen tantas cosas de la discapacidad… Desgraciadamente bien pocas positivas… Aun al día de hoy existe el término “Minusválido” No lo eres, para nada es así, esto es importante, que no se te olvide… Tampoco eres discapacitado, Te aseguro que tu capacidad, supera a tu discapacidad, obviamente, no eres menos que nadie.



 

Se escuchan tantas cosas por ahí, que es normal, que estes con un ataque de pánico… pero… si te digo que… estos no son más que mitos sin fundamento…. No importa que te digan “tú no puedes” se equivocan, tu puedes lograr todo lo que te propongas, solo te tienes que esforzar de verdad y lo lograrás, es cierto ya lo verás.

 

Sigue siendo persona, puedes amar, y te pueden amar, es difícil, lo sé, por todos los mitos que se escuchan y la gente cree, pero no es tu culpa y tampoco de la discapacidad… Sino de esta sociedad, que no dejan de dañar… No te preocupes por tu sexualidad, ahí está, quizás tengas que cambiar la forma de sentir placer, pero ahí está deseando volver a despertar, y hacerte disfrutar, búscala, investiga, goza…

 

No te frustres si no encuentras con rapidez trabajo, suelen discriminar bastante, pero no es tu culpa, y tampoco de la discapacidad, es de esta sociedad, que discrimina sin cesar, sin investigar la realidad, pero como he dicho antes tu capacidad, supera a la discapacidad… obviamente puedes trabajar.



 

No importa lo que diga ahora, poco me escucharás y menos me creerás solo con el tiempo aprenderás:

  • Que la discapacidad, no es una maldición, sino una condición
  • Que tú sigues siendo el de siempre… son los demás que solo ven lo diferente.
  • Que no solo tú te ves diferente, que todos somos diferentes, es esta sociedad que esta ciega ante la diversidad.
  • Que serás capaz de enamorar y conquistar a quien desees, si no eres correspondido, no será culpa tuya, ni la condición que está contigo, solo ahí serás capaz de decir “ellos se lo pierden”
  • Que sigues siendo humano, que sigues siendo persona, con una capacidad, que realmente despertó, al llegar la discapacidad.

¿No me crees? Tiempo al tiempo, se de lo que hablo, no soy más que una persona con discapacidad, de mi si escucharás la realidad

Escrito: 20 de marzo del 2015

También te puede interesar....

Sígueme en.... Mis redes sociales

Relato: Sofí la del medio

 


Sofi se sentía cansada, agotada y frustrada, había tenido un sueño extraño esa noche, sin comprender la razón, despertó con ese sentimiento. No podía dejar de preguntarse “que, qué estaba haciendo con su vida” no pudo evitar reírse de sí misma, si su abuela la escuchara, seguro que le diría “chiquilla, que tienes 17 años, no 71, estas comenzando a vivir, no era una viejecita, como su abuelita” hay su abuela, cuanto la extrañaba, era la única que la entendía, la única razón por la que sofí comprendía, que no era adoptada… solo era un caso excepcional, como su abuela era, un maligno tumor se la tuvo que llevar, el día de su cumpleaños, el día que cumplía 65, la dejó sola, rodeada, de aquellos familiares, tan distintos a ella, a pesar de ser de la misma sangre.

 

No pudo evitar, reflexionar sobre su vida, sí, era joven, pero no agraciada y menos feliz, ¿Qué tenía? ¿Qué quería? ¿A dónde quería llegar en la vida? Quería dedicarse a la política, quería cambiar este mundo de injusticias, donde los mas indefensos son los que más sufren, como los niños, los animales, los ancianos, en cambio aquellos  que menos se merecen, son los que más obtienen, como los delincuentes, abusadores, asesinos, ella quería cambiar eso, hacer justicia. Sin aviso una ola de impotencia, se apoderó de su ser, y por primera vez, se sintió débil, incapaz de lograr sus objetivos. Si no era capaz, de conseguir la atención y el amor de sus padres, ¿Cómo iba a alcanzar lo demás? Por primera vez dudó de su capacidad.

 


Envidiaba a su hermana mayor, ella siempre a su bola, pasando de las normas, saltándose las reglas, logrando lo que ella misma siempre deseó y nunca consiguió, popularidad, obtener la atención de sus padres… Como no… si cada dos por tres estaba metida en líos, debían ir a su rescate. Y su hermano pequeño, el ojito derecho de su madre, el compañero de aventuras de su padre, tal para cual, igual que su hermana mayor con su mamá, siempre pendiente, y preocupada de que no cometa los mismos errores que ella.

Sofi, por primera vez se preguntaba, que lugar ocupaba ella en esa cadena, ninguno de ellos podían  entender sus sentimientos, por qué  ella hacía la diferencia, estaban demasiados ocupados para darse  cuenta, Cuando al fin le tocaba a ella ser la protagonista, de un modo u otro, quedaba en segundo lugar, ya podía ser porque a su hermana la operaban, en el día de su cumpleaños, o su hermano, se rompe la mano, por hacer el payaso, el día en que a sofí, le toca el campeonato más importante de su vida, pero a nadie le importa, y ella es demasiado débil, para saltarse las reglas. Se sentía marginada y sola ¿ella quería cambiar un mundo de corrupción y de violencia cuando no era capaz de cambiar su propia vida? Por primera vez, se sentía derrotada y pequeña, cuando lo único que ansiaba, era la atención, aceptación y el amor, de quien amó desde que nació, de sus padres.


Escrito: 22 de marzo del 2015

También te puede interesar....

Sígueme en.... Mis redes sociales

Carta a mi bebé que morirá al nacer

 


Es duro, pero la rabia y la impotencia pueden conmigo, mi amor, tu papá y yo te deseábamos más que nada, llevábamos tanto tiempo esperándote… que cuando al fin asomaste, no nos lo podíamos creer, reímos y lloremos a la vez. Todo tenía que ser perfecto. Desde el primer segundo que sabíamos que estabas ahí, tu papá, no dejaba de tactarte, bueno a mi tripa, pero buscándote a ti mi amor… a él le gusta tocar la guitarra, más la toca estupendo, supongo que no recordarás, porqué ni apenas te habías formado como bebé todavía, pero él ya tocaba la guitarra para ti, mi  bebé nuestro bebé.

 

Iban pasando los días las semanas, todo queríamos que todo fuera perfecto, temíamos tanto por tu vida, pero jamás imaginemos, lo que estaba ocurriendo, como todo padre primerizo, pues realmente no sabe, tenemos la idea, que cada pequeño movimiento, te puede lastimar, por eso me informé bien, fuimos a cursos, hacía ejercicio a diario, los correctos para ti, y eso que el deporte y yo nunca hemos sido muy aliados, pero por ti, era a partir de este periodo nuestro mejor compañero, sí, papá, me acompañaba, hacíamos los mismos ejercicios, dormía lo necesario, comía, y me cuidaba lo más que podía para que tu estuvieras protegido y seguro, que nada malo te ocurriera.

 

Las semanas, los meses iban pasando, las revisiones médicas, indicaban que todo era perfecto, al cuarto mes supimos, que eras un niño. Después de tantos años nuestro sueño al fin se había cumplido. No tardemos más en ir a buscar lo necesario para tu llegada: cochecito, cunita, ropita, lo hicimos con mucha ilusión, y emoción al mismo tiempo. No se explicarlo estábamos como una nube, era algo extraordinario.

 


Demasiada felicidad pensemos, pero era normal, tú ibas a llegar… pero desgraciadamente, no duró mucho más… En las pruebas mensuales del sexto mes… llegó la fatídica noticia, no vienes tan sano, como nos hicieron creer, tienes una anomalía rara en el ADN muy poco común, que solo pasa a un niño de un millón… te tocó a ti mi amor Trisomía 13, solo vivirás unas horas, eso sí logras sobrevivir al parto.

 

Te puedes imaginar lo duró que fue para papá y para mí, toda esa felicidad se transformó en llanto y desesperación… ¿Por qué a nosotros? ¿Por qué a ti? Si todo lo habíamos hecho perfecto, no hay respuesta para eso, lo siento mi amor, te tocó y ya. Cambiemos el ritual de compras, ropita, cunita, cochecito, porta bebé, por ataúdes, sí, es tan duro todo esto, ya lo tenemos reservado, el pequeñito y blanco, pequeño como tú mi amor, y blanco como la pureza de ser… ¿Sabes? Aún estoy en una especie de trancé, en el que todo esto no es verdad, es una terrible pesadilla, que no tardaré en despertar, o aún más, todos los médicos se han equivocado, tu estas sano… Tengo que hacerme la idea, lo sé, pero no es nada fácil, ¡¿enterrar a mi hijo con apenas ha ver nacido?! ¡¿Pero qué clase de crueldad es esta?! Eso es algo, que ningún ser vivo debería vivir.

 

Muchos dicen que es una tontería que escriba esta carta, ya que no vas a nacer, o no vas a llegar ni a un día… yo no lo veo así, tú has sido real, para tu papá y para mí han sido los meses más felices, has existido, has vivido, por ello esta carta, para que quedes en nuestro recuerdo, que tú, nos has dado los meses más felices… Dios quiera que sobrevivas al parto, sí, sé que no será mucho más… pero el tiempo suficiente para hacerte una foto, para completar esta carta estos meses de inmensa felicidad, con tu foto, tu recuerdo al final. Tu papá y yo siempre te amaremos, sí es posible que lo volvamos a intentar,  tengamos más hijos, pero de ti no nos vamos a olvidar, siempre estarán en un rincón de nuestro corazón.

Escrito: 23 de marzo del 2015

También te puede interesar....

Sígueme en... Mis redes sociales

Carta a mi hija pequeña adolescente

 


Nunca pensé que escribiría algo así, siempre tuve la idea, que sí, que la adolescencia es una etapa dura, estaba con la certeza, que podía sobrellevarlo sin problemas, sobretodo habiendo superado ese proceso con tu hermana mayor, que ahora ya está en la adultez. Siempre has sido una niña tan buena, tímida y reservada, nunca te había gustado salir, siempre había que arrastrarte para ello, siempre te habías aplicado a tus estudios, como tu hermana, de igual manera, siempre había hecho y ahora de la noche a la mañana no paras en casa, tus notas cayeron en picado, ya no eres la inocente niña de hace unas semanas… ¿o sí? Quizás estoy exagerando, ya tienes quince años, ya dejaste la niñez en el pasado.

 Mucho me afirman, supongo que es más fácil, la adolescencia con tu hija pequeña, ¿Qué decir? Tu hermana no salió embarazada, ni me dejaba preocupada, hasta altas horas de la madrugada, sabía con quien se ajuntaba, y cumplía las normas.

 No está bien que te compare con tu hermana, sois dos personas totalmente distintas, cada una es fabulosa a su manera, es algo totalmente respetable y admirable, es solo que vuestras adolescencias, han sido tan distintas, que quizás no estoy preparada, para acabar de sobrellevar la tuya. Tu hermana al tener una discapacidad, el rol de adolescencia normal, no lo cumplía, no tenía amistades, apenas salía si no era con familiares, cumplía con dureza en sus estudios, al igual sufrió lo suyo, por la discriminación de no ser aceptada como una joven más… Con tu padre bueno, ya lo conoces en eso la situación es idéntica, solo que ella cumplía los castigos, que otra le quedaba, no se escapaba por la ventana.

 


Quizás me estoy quejando de algo que yo misma fui la responsable, siempre tan ocupada, entre el trabajo, tu hermana y sus cuidados, que daba por sentado, que tu nada necesitabas, y he aquí el resultado, de contarme todo, o intentarlo porque yo no paraba en casa a no explicarme nada, me pongo a pensar, es lógico que te hayas buscado la vida, aunque sea, con malas compañías, y te hayas convertido en alguien de poco de mi agrado. Quizás es que también, el verdadero problema, no es la diferencia, sino la semejanza, que existe entre tú y yo, no te lo confesado, pero realmente ahora eres muy idéntica a mí, es muy posible que es eso lo que me está aterrando, me embaracé de tu hermana a tu edad, con la diferencia, que tu padre se responsabilizó, salía y me emborrachaba a diario, y fumaba cigarros, incluso me tatué, sí en serio, al terminar la espalda, una mariposa dorada. Fue una etapa muy guay por un lado, pero viéndolo ahora también muy dura, pero podía hablar con mi madre, era muy comprensiva, me entendía y me ayudaba en todo. Quizás es ahí donde tengo que actuar, para que solo sea una etapa, que pasará, sin más secuela.

 

Perdóname cariño,  han sido necesario estás líneas para abrirme los ojos, y ser consciente de la realidad, la adolescencia de tu hermana, no fue adolescencia, paso de niña a mujer, negándole la oportunidad de vivir esa etapa. Tú eres la primera adolescencia que paso como madre, estás dentro de la media, yo también tengo que mejorar. No te frustres por los errores que has cometido, estás en la edad de aprender de ellos,  yo aún estoy aprendiendo, como puedes ver. Pero te aseguro que voy a intentar mejorar, tu hermana está bien en el centro que está, y pediré unos días libres en el trabajo, estaré a tu lado, por si me necesitas, prometo escucharte, aconsejarte y  ayudarte en lo más que pueda…No temas por el bebé que viene en camino, no estás sola, te ayudaremos ¿Qué me dices? ¿Me das una oportunidad? De verdad lo voy a intentar.

Escrito: 24 de marzo del 2015

También te puede interesar....

Sígueme también... Mis redes sociales

Sentimientos ante la desgracia

 


Emma, nunca había temido a volar, estaba acostumbrada, su padre vivía en Alemania, y a menudo lo visitaba, pero ahora todo había cambiado, se le hacía tan increíble, como toda la psicología de una persona cambiara, en menos de dos semanas.

Le encantaba viajar, le entusiasmada, ser testigo de ese hermoso paisaje, por encima las nubes… pero ahora todo había hecho un vuelco de la noche a la mañana, todo por ese accidente. Siempre se había sentido tan segura en ese vehículo aéreo… ¿Y ahora? El terror puede con ella…. Jamás se había sentido así, no hasta ese punto. ¿Sería por qué ella viajaba siempre con esa compañía? Cuatro vuelos al año, desde hacía tiempo, jamás un suceso de este tipo, que aun los fallecidos van apareciendo. O quizás también tenga que ver que murió una amiga que conoció en ese intercambio de colegios. El mes que estuvieron juntas fue genial, su amiga le enseñaba alemán y Emma catalán, ya al fin, alguien con quien quedar cuando fuera a Alemania con su padre, ¿Quién iba a imaginar ese final? ¿Cómo el destino podía ser tan cruel? Tantas muertes… Tantos inocentes como Anke, no era la única adolescente, eran varios, además niños y bebés, muertos sin un porqué.


No sólo es eso,  sino todas las familias y amigos destrozados, como ella, eso que recién la conocía, se sentía  totalmente destrozada, las ganas de llorar la  superan, ¿era normal? ¿Cómo estarán sus familiares, sus hermanos? Iba a ser tía, estaba tan ilusionada… ya jamás podríá conocer a ese bebé, ni ese bebé a su tía, sus padres y familiares, lo pasarán fatal, le  gustaría ir al entierro, era su amiga, debía hacerlo, pero primero debían hallarla, y una vez encontrada, luego se encontraba su familia, dudaba mucho que la dejasen viajar, hasta su padre, le dió un rotundo no, iría unos días a visitarla y acompañarla.

Se sentía fatal, solo tenía ganas de llorar, mejor dejó está carta aparcada, y a descansar hasta mañana.




Escrito: 25 de marzo del 2015

También te puede interesar....

Sígueme también... Mis redes sociales

Sí.... Ella es mi hijita

 



Sí... Ella es mi hijita, sí, no importa que tenga 4 patas, un cuerpo lleno de pelo, y un rabo, nada de eso importa... ella es un ser vivo con corazón y sentimientos, en el que llegó a mi vida, a causa de su sufrimiento, antes de llegar a mi, vivía, entre barrotes, condenada solo por existir... Sí efectivamente, antes de tener un cálido hogar, vivió en la calle, vivió enjaulada, vivió en una perrera...

Ni un añito tenía cuando la adoptemos, así que ya imaginarán que desde bebe, ya tuvo una vida difícil. Muchos tienen la idea que los perros, como los restos de animales, son inferiores, olvidándose que nosotros también somos animales...



Ellos también sienten, a ellos también, les duele, si se les pega, a ellos también les afecta cuando se les daña psicologicamente... Aunque no puedan hablar... entienden muy bien el vocabulario humano, y se hacen entender... aunque se diga, que los humanos son los mas racionales, os aseguro que ellos son mil veces mas racionales que nosotros.

Yo no tengo un hijo humano, pero para mi está perrita, es como mi hijita, yo se que para ella, tanto mi esposo como yo, somos sus padres... Como un hijo humano, ella necesita, atención, tiempo dedicado a ella, y mucho amor... a cambio ellos te lo agradecerán diariamente y eternamente...

Nunca imaginé que tener a mi hijita perruna, sería tan idéntico a tener Un hijo humano.... Sí claro no hay que cambiar pañales, pero si... sacarlos a sus horarios.... Como los niños, se agobian mucho rato en la cama, despiertan a sus padres con impaciencia.... No se trata de darles sus necesidades básicas, arrinconarlos en un lado... ¡No! Son como niños, necesitan de tu amor y tu tiempo.


Yera, mi perrita claro que agradece un hogar y comida, pero pone ultra feliz, cuando jugamos con ella, y que salgamos “sus papis” y ella, ufff es su mayor felicidad, como los niños cuando salen con sus familiares, por lo mismo, cuando discutimos, ella sufre enormemente, hace las mil y una y mas, por una reconciliación. Le encanta que le den mimos... cuando tiene miedo... se acurruca junto a nuestro cuerpo buscando bienestar y tranquilidad. En ocasiones me sorprende porque le encanta jugar con mi esposo antes de dormir, como los niños con su papas. Sufre al vernos mal... eso si, te llena de lametones (o seca las lágrimas con su lenguita) que si o si te saca una sonrisa...

Deberéis verla el día de reyes, no se como sabe... pero asta que no tiene su regalo no para... cuando ve que hay un regalo para ella, ufff empieza saltar y a emocionar de felicidad....


Cada día me sorprende más de la humanidad que tienen... por ello y mucho mas, no puedo dejarla de amar, como lo que es mi hijita perruna.. pero como si tuviera un hijito humano, la amo y la protegers.é más que a mi vida... porque ellos no son simples perros... son identicos o superiores a los propios humanos.

 Escrito: 12 de mayo del 2014

También te puede interesar....

Sígueme en.... Mis redes sociales

Carta de mi yo de la otra dimensión

 


Viendo una pelí, me vino la idea, de que si fuera cierto, si todos tuviéramos nuestro doble al otro lado de la dimensión, con una vida totalmente distinta a tu realidad... sería interesante saber como sería tu vida... si hubieras elegido otros caminos.

No se... se me ocurrió sentarme frente a la pantalla y empezar a escribir;

Hola Vane de la otra dimensión, ¿como va todo? ¿como es tu vida? ¿tienes parálisis cerebral? ¿no? ¿y novio? ¿estás casada? ¿trabajas? ¿estudias? ¿tienes vida social? No se... Cuéntame de ti... Yo ahora mismo lo haré de mi...

 Yo si, tengo parálisis cerebral, y si no he tenido una vida muy fácil, pero encontré el amor, y bueno no me puedo quejar, fui correspondida, si por un hombre, de otro país al otro lado del océano, gracias a él, conocí otra realidad, y e podido expresar mi amor, sentirme amada. Su familia es un encantó, he tenido oportunidad de viajar a México un par de veces, y me he sentido como en casa, mucho mas querida y aceptada que en mi propia tierra... y mi gran deseo ahora mismo, es empezar de cero allí en México, aquí en España ya lo hemos intentado, realmente no hay resultado... Allí, en su país me siento tan amada y aceptada... que realmente podría encontrar esa felicidad, que no acaba de llegar. Sí, soy muy feliz junto a él, pero los problemas económicos nos están poniendo en la cuerda floja, nos vamos a ver obligados a separarnos, no justo, porque nos ha causado, mucho tiempo, esfuerzo y sufrimiento para este fin.... Y no se... tengo uno de esos días, que lo positivo esta escondido, me dedicado a escribir... que es de las pocas cosas que realmente se me da bien... ¿y a ti? Cuídate... Se que esto es una perdida de tiempo pero al menos, me he liberado un poco aunque sea con estas lineas... Saludos. 

 PD; Te mando una foto mía, para que te garantices que no es una broma pesada.

 


Al poco rato me acosté... al despertar... no lo podía creer, me encontré un sobre sobre la mesa, iba dirigido a mi nombre, lo abrí... Mis ojos se agrandaron considerablemente.... No podía creer al leer;

Aun estoy flipando al leer las lineas de tu carta, vaya porque eres idéntica a mi, sino hubiese creido como tu bien dices, que es una broma pesada... Nunca he creído en nada de esto, pero las pruebas, lo confirman... he visto tu remitente, y me acercado a ver si te encontraba, si encontraba a mi doble, nunca mejor dicho... incluso he llamado a la puerta, pero no te encontré, más bien quien vivía no tenía nada que ver conmigo, quiero decir contigo...

 Ufff me parece increible todo esto... ¿vas en silla de ruedas? La verdad es que me dio mucha pena, cuando lo leí... pero viendo la vida que estás viviendo... me das gran envidia... Mi vida es bien insípida... estudié psicología, aunque hoy por hoy no encuentro trabajo, por lo mismo sigo viviendo con mis padres, si a mis 26 años sigo con ellos, la verdad me das gran envidia, que hayas logrado independencia y viajar a otro país, yo jamás he tenido oportunidad, veo años luz lograrlo.

 ¿Vida social? Sí la verdad salgo bastante, me emborracho, me acuesto con aquellos que ligo, ya sabes puro sexo y ya, pero la verdad ya estoy harta de todo esto, me gustaría encontrar, alguien como tu encontraste, alguien que conquistara mi corazón y no solo mi cuerpo... tendré que empezar a chatear, buscar el amor por la red.



 ¿Sabes? Hasta ahora tenía la idea que los discapacitados tienen una vida muy pésima y pobre, siempre os he visto inferiores, pero tu me estás demostrando todo lo contrario. Realmente, no tienes nada que envidiar, más bien yo te envidio a ti, por tener lo que tanto deseo. Tu vida es mucho mejor que la mía, esta claro, que tener una discapacidad, no significa, tener una vida triste e infeliz, me gustaría ser tu, y encontrar lo que tu has encontrado, alcanzar la felicidad que tu tienes aunque ahora no estáis en el mejor momento, pero no pierdas la esperanza, no dejes de luchar, la tormenta no puede durar siempre, seguro que pronto vendrán tiempos mejores (a diferencia de mi, mi tormenta es sin fin) ...

Bueno... sería fantástico tener un encuentro cara a cara, pero como dudo que eso sea posible... ojala podamos seguir cartearnos, si una ha sido posible, más también ¿no crees? Por eso te pido por favor, que si recibes esta carta, mándame otra para saber que si es posible.

Escrito: 27 de mayo del 2014

También te puede interesar....


Sígueme también.... Mis redes sociales

Cómo es vivir con una discapacidad

 


Vivir con una discapacidad, no es como todos imaginan, hay mucho mas, no todo es discapacidad, hay mucha más capacidad, pero eso poco lo ven, solo ven que tiene una condición poco apreciada por esta sociedad, no tienen ningún tapujo en demostrar la discapacidad...



Pero no ven más, no ven la realidad, que donde hay discapacidad, en el mismo grado, hay capacidad, que la discapacidad no es más que una condición más y por ello hay que respetar.

Vivir con una discapacidad, no es algo fácil, pero no por la discapacidad, no, sino por la sociedad.



Tener discapacidad, no es más que una condición.... Todos estamos llenos de condiciones, muchos tienen discapacidad... no hay que tratar distinto, no hay que discriminar...

No es nada fácil vivir con una discapacidad, cuando los que te rodean, no te tratan como persona, sino como una discapacidad, no te dejan estudiar, no te dejan trabajar, te tratan como un ser inferior, sacándote todos tus derechos, necesidades y sentimientos como ser humano.



Sí claro uno tiene una condición algo diferente a los ojos de los demás.... pero... ¿Qué condición es igual a las demás? No se trata de condiciones, se trata de conocer la realidad, y aceptar. Muchos que tienen discapacidad, se ven encadenados por ella, pero la discapacidad, no es la responsable, no sino los que le rodean, que lo incapacitan y les anulan, por lo que realmente son, personas.


Vivir con una discapacidad... es ir por la calle, encontrarte miles de barreras tanto físicas, como psicológicas; los ideales de la gente, los obstáculos físicos, que hacen que vivir con una discapacidad, no sea para nada fácil... ¿A qué me refiero? Las miradas y actitudes de la gente, que te minimizan o incluso te anulan como persona. Los peldaños, las escaleras que te encuentras al andar, los obstáculos al querer realizar tales actividades que tiene cada persona, como el ir a comprar, o incluso en la vivienda donde vives, poco está a tu medida... tienes que hacer las mil y una para lograrlos. Querer salir y divertirte como cualquier persona, que no te lo permitan solo por la discapacidad. En muchas ocasiones, te quitan derechos, como el amar y ser amado, la educación, el empleo, la sanidad (sobretodo si eres mujer) maternidad.... y te prohíben necesidades que no se pueden prohibir en el ser vivo, como la sexualidad y a una educación a esta.

Vivir con una discapacidad, no es nada fácil, pero eso podría cambiar si la sociedad, se esforzara en conocer la realidad, tratar a la persona como persona, y no como discapacidad y facilitara todas esas pequeñas cosas que pueden ayudar.

 


Escrito: 22 de agosto del 2014

También te puede interesar...

Sígueme en.... Mis redes sociales

Hombres y mujeres, no todos son culpables, no todas son victimas

 


Vivimos en una sociedad, donde el nacer hombre o mujer, ya eres etiquetado, las mujeres no lo tienen fácil, ya que muchos del genero masculino utiliza su masculinadad para violentar en vez de proteger a la mujer.

Muchos hombres tampoco lo tienen nada fácil, ya que son acusados, solo por el echo de haber nacidos machos.



Las etiquetas son protagonistas en esta sociedad, mucho más que conocer la realidad, por ello, muchos hombres son condenados sin razón, y muchas mujeres protegidas y tratadas como victimas cuando son culpables.




Muchas mujeres crecen amando al genero masculino, al mismo tiempo temiéndolo a causa de muchos de ellos generan la violencia contra la mujer.

 Muchos hombres tienen la idea, que las mujeres son frágiles e inferiores a los hombres, por ello, las menos valoran.



¿A dónde quiero ir a parar con todo esto? Que no todos los hombres deben ser etiquetados como violentos, ni todas las mujeres, ángeles inocentes. Las mujeres también son despiadadas, son capaces de violentar a la misma medida que el hombre... sí, no es necesario un pene, para realizar abuso sexual, sí, se lo puede hacer pasar realmente mal, a ese hombre. Y la mayoría de hombres, no forman parte del genero violento... pero por culpa de ellos, esos hombres, son mal juzgados por el genero femenino, ellos mismos se sienten avergonzados de haber nacido ese genero que dañan tanto al genero femenino.

 

 

No se trata de ser hombre o mujer, no se trata de etiquetar, todos somos diferentes, todos los hombres no son iguales, ni todas las mujeres no son idénticas. Ambos sexos fueron creados para ayudarse, y ser un equipo mutuamente, lo que el hombre no puede, la mujer está ahí y viceversa. El ser humano, es el ser más inteligente, es el único capaz de trabajar ambos sexos en armonía, pero por lo mismo, muchos de estos utilizan esa inteligencia, para el mal.

 

Como decía no se trata de ser hombre o mujer, se trata de educación, de que tengan una infancia feliz, de enseñarles de valores y respeto... poco y poco hacer que la violencia que aun predomina, vaya disminuyendo asta desaparecer del todo, que las generaciones futuras, crezcan ante el respeto, el amor, ante todo, sin una pizca de violencia por el genero contrario. Los hombres no son superiores a las mujeres, ni las mujeres de los hombres, ninguno de los dos sexos merecen violencia ninguna y ambos merecen, tolerancia y respeto y aquellos que rompen esa regla, no se pueden clasificar como personas.

Escrito: 25 de agosto del 2014

También te puede interesar.... 

Sígueme en... Mis redes sociales

Poesia: Sentimientos a flor de piel

 




Sentimientos a flor de piel,

Siento en mi ser,

¿Por qué? Yo no lo se,

Pero se me eriza la piel.

 

Sentimientos a flor de piel,

No entiendo porque,

Me emociono solo con ver,

Todo aquello emotivo.

 



Sentimientos a flor de piel,

Solo con ver, escenas emotivas,

Que me ponen la carne de gallina,

Y sentimientos al limite.

 

Sentimientos a flor de piel,

No es desde siempre,

Solamente, desde,

Los dos últimos meses.

 


Sentimientos a flor de piel

Como si se acercara la amiga de cada mes,

Aunque esta  muy lejana,

Mis hormonas andan revolucionarias,

 

 

Cada pequeña cosa me emociona,

Esto antes no me pasaba,

Solo hace unas semanas,

Así, de la nada.

 

 

Sentimientos a flor de piel,

Crece al ver bebes,

El deseo de tener uno constante,

Lo hace insoportable.

 

Escrito: 31 de agosto del 2014

También te puede interesar....

Sígueme también... Mis redes sociales

Reflexión de un violador

 


No sé por qué hago, lo que hago, solo sé que lo necesito ¿por qué? No conozco la razón… hay una voz dentro de mí que no me deja de repetir "hazlo" esa ansiedad va aumentando, hasta que lo hago… entonces está afloja tanto su intensidad, hasta desaparecer, hasta nuevo aviso.

¿Por qué lo hago? Me lo he preguntado tantas veces, por lo mismo está otra preguntas ¿Qué pienso de las mujeres? La única que conocí, era una adicta puta al crack, mientras ella se ponía ciega, aquel que me engendró, me daba palizas constantes, abusaba fuertemente de mi cuerpo y me nombraba de lo peor… mi madre me abandonó, no aguantó unas de sus colocones  así que sobre la segunda pregunta, la mujer que más he amado, es la que más he odiado… por ello veo a todas las mujeres como zorras y merecen todo el castigo posible.



Es algo que cuando llega, no puedo evitar, esa ansiedad que me arde las entrañas, esa necesidad que crece en mi interior. Me detuvieron y me encarcelaron durante varios años… fue lo mejor y peor que había pasado en mi vida. Los presos no miran con buenos ojos a los violadores, menos cuando has atacado a tantas mujeres y las he violentado con tanta violencia, aun menos, y acabas recibiendo lo que has dado, así que tuve que aguantas fuertes palizas y violaciones a mi cuerpo y alma. ¿Cómo me sentí ante tanta violencia a mi persona? ¿Realmente? Liberado, y una parte de mi, se alegró profundamente, me lo merecía, aun se quedaron cortos… Tenían que haberme roto las piernas o mejor matarme ¿Qué pinto yo en este mundo que solo hago daño a seres inocentes? Y más no me gustaría más que dejar de hacer daño, pero no puedo, me entra una angustia, una ansiedad, que no se detiene hasta que actúo y daño es parte de mí, e ignoro como detenerlo, por más expertos que he visitado, no han sabido darme la respuesta, no han podido ayudarme.



Pero si me han aclarado el porqué, y estoy de acuerdo con ellos, siento mucha ira en mi interior, que la expreso de la única manera que he aprendido, de los abusos y violencia de mi padre, no he conocido otra cosa, mi madre poco me defendía, más bien, me lanzaba a los leones, por eso veo a todas las mujeres como a lo peor, ya que la más importante para mí, lo era, saco mi ira de esa forma tan despreciable, porque es la única forma que he conocido.

 Al día de hoy estoy en libertad… ansío que me vuelvan a encarcelar, por mi propia seguridad, pero sobre todo por los demás, antes que el demonio que hay en mí, vuelva a salir, y destruir todo aquello, que encuentre a su paso, ya que suicidarme sería la mejor opción, pero soy un ser demasiado ruin y miserable, para ni siquiera intentarlo.

Escrito: 03 de septiembre del 2014

También te puede interesar....


Sígueme en mis.... Mis redes sociales

Carta de despedida de un drogadicto a su mejor amiga

  Soy al primero, que me está partiendo el alma, estas líneas, pero es necesario, te escribo para despedirme de ti, mi mejor amiga… Cuando e...