Entradas populares

lunes, 21 de septiembre de 2020

Viaje a México 2010; El parque de Chapultepek

 

Parque de Chapultepek: Los dos hermanos de Emmanuel, Emmanuel y yo

Lamentablemente, llegó el día en el que debíamos partir de México a España. Todos amanecimos tristones, personalmente tenía el llanto tan frágil, que prefería distraerme, no pensar, para así no llorar, iba a ser un dia muy largo, nuestro vuelo no salía, asta pasadas las once de la noche, teníamos todo el día por delante en que visitaríamos el parque de Chapultepec, pero antes, volvimos a ver una película, de tanto acabábamos de preparar las maletas "luces en la noche" la mamá de Emmanuel, entro en la habitación, me regalo un kit de cremas corporales otros instrumentos de higiene, como cepillo, limpiauñas... Lidia se emocionó, ¿para que negarlo? yo también.

La primera despedida, fue con la "abita" de Emmanuel, ella se emocionó y yo también, no me gustan las despedidas, sabía que ese día iba a ser difícil, muy difícil, lo que yo había vivido allí, no lo tenía en España, y no quería soltarlo. Salieron a buscar los taxis, sí, la verdad es que con uno no cabíamos, ya que nos llevábamos también el equipaje, para así no tener que preocuparnos de volver después. Emmanuel, Daniel y yo y en otro Lidia y Estephano. Lleguemos al metrobús, no encontrábamos a los del otro taxi, estuvimos un rato esperando, a que los demás llegarán. Juntos subimos al vehículo
(metrobús) No estábamos animados, mas bien tristosos, pocas palabras salían de nuestras bocas.

Último día en México: Emmanuel, su mamá, y dos de sus hermanos.



Nos bajemos en reforma, ya eran pasadas las tres de la tarde, aun debíamos buscar un lugar donde comer. Despues de caminar un poco, entremos en un Vips, donde personalmente pedí unas enchuladas suizas, ya que me gustaron, cuando las prove, la noche de la fiesta nocturna. Al probar esas, el picante era fuerte, se habían equivocado, no les quedó otra que cambiármelas. No hablábamos mucho, lo que si hicimos varias fotos.

Al salir decidimos ir al parque de Chapultepek, el problema era encontrar un taxi que nos llevara, pasaban muchos la verdad, pero todos con el cartel de ocupado, el tiempo pasaba y si guiamos igual, muchos pasaban, pero ninguno nos podía llevar. Emmanuel y Estephano se metieron en medio de la carretera, para ver si conseguían detener alguno, Daniel igual por su lado, yo con Lidia a esperar. Pero no hubo suerte no encontraron ningún taxi disponible. Seguimos andando, al menos para avanzar, cuando encontremos un taxi, que estaba dispuesto a llevarnos...



Nos dejó en la entrada del parque de Chapultepek, él mismo se ofreció para llevarnos al aeropuerto después. Bajemos iniciemos el recorrido en ese parque. Habían diferentes tiende citas dentro. Caminemos, con equipaje en mano (la familia nos ayudaba con todo esas maletas) lleguemos a un lago con barcas y patos, me levanté, aguantada la baranda (la foto del blog de Vane) y empecé hacer el tonto, sí, sí, hacer el pato jejej. Nos hicimos varias fotos los 4. Seguimos nuestra ruta, nos encontremos a unos mexicanos, con su sombrero y su caballo ¡como las peliculas! por primera ver, vi una ardilla en vivo y en directo.

Conducía mi silla Estephano, lleguemos a un museo, a mi me permitían entrar por una entrada al igual que mi conductor, los demás debían entrar por otra en el que les esperaba una gran subida. Emmanuel arrebató los manguitos de mi silla a Estephano, al pobre (estephano no le quedo otra que subir por la subida) Teníamos 20 minutos para verlo todo, entre carreras y fotos lo hicimos, esperando que llegaran el resto de la familia, pero estos no aparecían. Al final tuvimos que salir, nos reunimos con ellos a la salida. Seguimos con el trayecto, dentro del parque, mi silla era conducida por Daniel, los demás el equipaje, hablábamos entre todos "claro que nos volveremos a ver, ya volveran o iremos nosotros" "ademas chatearemos" "y nos escribiremos correos" Lleguemos a unos bancos delante de ese lago, y allí esperemos a que llegara el momento de partir al aeropuerto. Hablábamos poco, había un silencio incomodo, ya sabéis, se acercaba el momento de partir.

Parque de Chapultepek: En el museo



Nos encontrábamos ya en el aeropuerto, yo no había comprado nada a mi familia como recuerdo, así, que fuimos a una de las tiendas de recuerdos del aeropuerto, compre, unas tazas, que pusieran México por supuesto, unos llaveros, postales, y mini botellitas de tequila. Emmanuel y sus hermanos fueron a sacar dinero, yo me quedé con Lidia, un momento incomodo se nos apoderó, de aquellos que no sabes que decir.

- Ahora cuando vengan nosotros ya marcharemos, que es muy tarde, aun llegaremos mas tarde a casa.

Era su manera de sobrellevar que su hijo mayor, volvía a marchar del país.

Los tres hermanos regresaron, ¡llegó el momento! ¡la despedida! En un principio fue bastante bien, peor había sido, cuando me despedí de Estephano en Hidalgo, controlaba mis emociones, pero... cuando Emmanuel, se despidió de su mamá, cuando ambos se emocionaron y a mi se me empezaban a caer las lágrimas. Estephano fue el siguiente en caer. Nos abracemos los 4. El unico entero era Daniel, nos animaba "venga que nos volveremos a ver pronto" "seguiremos en contacto cada día por la red" La mamá de Emmanuel me abrazó, y me aseguro que eso no se acababa ahí. Momentos después, Emmanuel y yo vimos como se alejaban, no sin antes sin dejar de despedirse con la mano.

Escrito: 03 de septiembre del 2013

También te puede interesar... Día de recuperación y momentos en familia

Sígueme también.... Mis redes sociales...

No hay comentarios:

Publicar un comentario