jueves, 17 de septiembre de 2020

Viaje a México 2010; Centro comercial y Walmart

 


Tras de irse Jaime y Estephano, nosotros, ya sabéis Lidia, Magdalena, Daniel, Emmanuel y yo, salimos para dirigirnos a un centro comercial, en Perisur. No teníamos vehículo, así que Daniel, no dudó en ir a buscar un taxi, yo quede sorprendida, ¡eran como las películas! algo que en España no se ve, levantas el brazo, si está libre te recoge. Subimos todos en el, nos dirigimos al sitio indicado.

El taxi se detuvo, en un centro comercial, no tardemos en entrar, era muy grande la verdad es que muy bonito, ya estaba decorado para la navidad, arboles, adornos, muñecos de nieve, todo ellos lo indicaban. Eran unos grandes centros comerciales, una especie de espai gironés de Salt (girona) Había todo tipo de tiendas, de las ultimas modernidades que habían salido a la venta (las mismitas que en España, o incluso superiores, porque a ellos les llega de Estados Unidos directo, claro mas tarde llegan a España) ah con sus rampas, accesibles, para nosotros en sillas de ruedas. No dudemos en hacer fotos, video al mismo tiempo, que recorriamos todo, todo y todo.

Tras de irse Jaime y Estephano, nosotros, ya sabéis Lidia, Magdalena, Daniel, Emmanuel y yo, salimos para dirigirnos a un centro comercial, en Perisur. No teníamos vehículo, así que Daniel, no dudó en ir a buscar un taxi, yo quede sorprendida, ¡eran como las películas! algo que en España no se ve, levantas el brazo, si está libre te recoge. Subimos todos en el, nos dirigimos al sitio indicado.

El taxi se detuvo, en un centro comercial, no tardemos en entrar, era muy grande la verdad es que muy bonito, ya estaba decorado para la navidad, arboles, adornos, muñecos de nieve, todo ellos lo indicaban. Eran unos grandes centros comerciales, una especie de espai gironés de Salt (girona) Había todo tipo de tiendas, de las ultimas modernidades que habían salido a la venta (las mismitas que en España, o incluso superiores, porque a ellos les llega de Estados Unidos directo, claro mas tarde llegan a España) ah con sus rampas, accesibles, para nosotros en sillas de ruedas. No dudemos en hacer fotos, video al mismo tiempo, que recorriamos todo, todo y todo.


Nos detuvimos en una heladería, a tomarnos unos cafés y helados (ahí se estaba calentito) ya me fue bien el cafetito, porque yo me estaba durmiendo, por el cambio de hora claro, por suerte eso me revivió.... Yo comparaba precios, Emmanuel era una calculadora, indicando la difencia entre peso y euro ¡todo era super barato! no nos tuvimos que mover mucho, cuando lleguemos a un supermercado, para comprar los alimentos adecuados para la comida. Me quedé sorprendida las aceras estaban adaptadas con su rampa, mas señalizadas y decorativas que aquí en españa. Sí, sí es cierto, tienen su señalización, de donde se encuentra. La acera está pintada con colores y todo, la verdad son mas originales que aquí.

Entremos en un gran supermercado, la verdad es que te podías perder en él. En mi boca se dibujó una sonrisa de oreja a oreja, al ver, una moto con motor, con su carrito delantero, allí en España no se encuentran (los carritos con motor) o al menos donde e entrado... La que se encargaba me trato como una novata, como si jamás hubiera cogido una silla de ese tipo, si ella supiera...jejej pero si que había diferencia, de llevar mi silla, aquello era más descontrolado. Comencemos el mismo ritmo que mi familia mexicana, pero al final Emmanuel y yo nos acabemos perdiendo en ese inmenso supermercado (culpa mia, porque no sabía como manejar la moto)


En taxi volvimos a casa, eran las cinco pasadas de la tarde ¡aun no habiamos comido! Lidia, y familia, no tardaron en ir a cocinar, yo me dormía en el sofá, cuando Daniel, vino acompañarme, empezó a explicarme historias de miedo, leyendas mexicanas ¡perfecto para no dormir! jeje. Despues de comer, Daniel, fue a mirar a un ciber, algo de su escuela. Emmanuel estaba muy cansado, nos encerremos en la habitación. Yo escuchaba como los niños en la calle, pedían calaverita, yo quería ir a observar, pero emmanuel, estaba que se dormía, pense "bueno dormimos un poco, despues salimos" ¿si? imposible, ya que desperté a las 2 de la mañana, así que no me quedó otra que seguir durmiendo jeje



Nos detuvimos en una heladería, a tomarnos unos cafés y helados (ahí se estaba calentito) ya me fue bien el cafetito, porque yo me estaba durmiendo, por el cambio de hora claro, por suerte eso me revivió.... Yo comparaba precios, Emmanuel era una calculadora, indicando la difencia entre peso y euro ¡todo era super barato! no nos tuvimos que mover mucho, cuando lleguemos a un supermercado, para comprar los alimentos adecuados para la comida. Me quedé sorprendida las aceras estaban adaptadas con su rampa, mas señalizadas y decorativas que aquí en españa. Sí, sí es cierto, tienen su señalización, de donde se encuentra. La acera está pintada con colores y todo, la verdad son mas originales que aquí.

Entremos en un gran supermercado, la verdad es que te podías perder en él. En mi boca se dibujó una sonrisa de oreja a oreja, al ver, una moto con motor, con su carrito delantero, allí en España no se encuentran (los carritos con motor) o al menos donde e entrado... La que se encargaba me trato como una novata, como si jamás hubiera cogido una silla de ese tipo, si ella supiera...jejej pero si que había diferencia, de llevar mi silla, aquello era más descontrolado. Comencemos el mismo ritmo que mi familia mexicana, pero al final Emmanuel y yo nos acabemos perdiendo en ese inmenso supermercado (culpa mia, porque no sabía como manejar la moto)

Noviembre 2010: Centro comercial, Perisur



En taxi volvimos a casa, eran las cinco pasadas de la tarde ¡aun no habiamos comido! Lidia, y familia, no tardaron en ir a cocinar, yo me dormía en el sofá, cuando Daniel, vino acompañarme, empezó a explicarme historias de miedo, leyendas mexicanas ¡perfecto para no dormir! jeje. Despues de comer, Daniel, fue a mirar a un ciber, algo de su escuela. Emmanuel estaba muy cansado, nos encerremos en la habitación. Yo escuchaba como los niños en la calle, pedían calaverita, yo quería ir a observar, pero emmanuel, estaba que se dormía, pense "bueno dormimos un poco, despues salimos" ¿si? imposible, ya que desperté a las 2 de la mañana, así que no me quedó otra que seguir durmiendo jeje

Escrito: 02 de septiembre del 2013

También te puede interesar.... Viaje a México 2010: La familia mexicana

Sígueme en.... Mis redes sociales....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Carta de despedida de un drogadicto a su mejor amiga

  Soy al primero, que me está partiendo el alma, estas líneas, pero es necesario, te escribo para despedirme de ti, mi mejor amiga… Cuando e...