lunes, 7 de septiembre de 2020

Reflexión. Tu no caminas porque no quieres

 



Al llegar al modulo medio de comerció y contabilidad, realmente los profesores me facilitaron las clases. Ya desde segundo de secundaría, tenía un ordenador de mesa para facilitarme mis estudios, ya en cuarto de secundaria, mis padres me tuvieron que comprar un portátil, con él seguí en ese modulo, que la verdad me fue de gran ayuda para seguir el ritmo de la clase. También, empezaron ayudarme en el tema de caminar. Salía andando al recreo, para eso me dejaban salir diez minutos antes que tocara el timbre. Alguno de mis compañeros me acompañaba. En ocasiones se peleaban por hacerlo… ya sabéis así faltaban a clase. Aunque también tenía que entrar diez minutos, antes que se acabara el recreo.

Tenía pocos profesores, uno de ellos, era demasiado estricto, en ese sentido. Me explicaré mejor… yo puedo caminar con muletas, de echo de niña, logré caminar con una sola, el caso, es que cuando uno crece, el miedo llega, ese miedo te impide realizar varias acciones. Eso me paso con las muletas, al igual que con el caminador. Con el caminador aun voy caminando con alguien a mi lado, incluso trocitos sola, pero con las muletas, realmente es un repto difícil, le tengo verdadero pánico, y es imposible.


Recuerdo con Joan Figa… ¿os acordáis que caminaba con él, con las muletas y el andador que me compraron? Recuerdo, que yo con las muletas, siempre se adelantaba, y siempre, él tenía que ir al baño, me dejaba allí en soledad, con los dos bastones y ese inmenso pasillo. De verdad, que el miedo era superior a mi, me empezaba a temblar todo el cuerpo, no había manera de ir a ninguna dirección "¿aun estás ahí?" se sorprendía al ver que no me había movido ni un milímetro. Pues dos años mas tarde, no iba a ser de diferente manera, pero eso para algunos profesores, era muy difícil de comprender, siempre andaban con la misma candelera "Vanesa debía utilizar las muletas" incluso se lo dijeron en varias ocasiones a mi madre. Sinceramente mi madre acabo de lo mas cansada de este tema "tanto les cuesta entender que no puedes ir con muletas" en parte tenía razón mi madre, si mis propios fisioterapeutas no me exigían tanto… ¿por qué mis profesores de modulo si? ¿acaso ellos entienden más que los expertos? En más de una ocasión ese profesor que hablaba con mi madre, me saltaba con esa frase "tu no caminas porque no quieres" de verdad que me bajaba la autoestima, sin poder evitar derrumbarme ¿Qué culpa tenía yo del pánico que tenía? Mi madre acabo quejándose a mi tutora, de ese profesor y de la presión que nos daba. Creo que ella habló con él, ya más sacó el tema

Escrito: 23 de mayo del 2012

También te puede interesar.... Diario personal: El martillazo...

Sígueme en.... Mis redes sociales....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Carta de despedida de un drogadicto a su mejor amiga

  Soy al primero, que me está partiendo el alma, estas líneas, pero es necesario, te escribo para despedirme de ti, mi mejor amiga… Cuando e...