Entradas populares

sábado, 12 de septiembre de 2020

Diario personal: Declaración

 




Tras esa amenaza del día anterior, Esa mañana si os digo que fui con seguridad a trabajar, os mentiría, el miedo había vuelto a mi, el temor de que Gabriel volviera a la carga, podía conmigo. No obstante, fui temprano, esperando a ver si los Mossos d'escuadra pasaban hacerme la declaración. Pero por muy temprano que fui, allí nadie apareció para tal acción...

Gabriel tampoco apareció, a diferencia de sus secuaces, los maleantes, o en otras palabras, los borrachos y drogadictos del pueblo, de Palamós. No dejaban de pasar por esa zona, algunos por esa acera, otros, entraban y salían por las puertas de mi vera. Si que es verdad que siempre han estado, pero es que ese día, estaban más acosadores que nunca. Me sentía palomita entre gaviotas deseando atacarme o en este caso intimidarme. Quien también estaban presentes, eran los Mossos D'Esquadra, cada media hora, pasaban con sus vehículos, nunca antes había habido tanta seguridad, ni siquiera los martes y sábados, siendo día de mercado, aun menos, un miércoles. Algunos me miraban y otros incluso me saludaban, estaba convencida, que estaban presentes por mi, la verdad se agradecía. Yo estaba pendiente, por si alguno de estos guardias se acercaban para la declaración pendiente, pero todos pasaban de largo.



Esa tarde, no nos quedo otra que volver a Palafrugell, hacía los Mossos d'Escuadra, este día a diferencia del anterior, fue mucho mas rapido el trayecto, ya nos sabíamos el camino, sin preguntar, ni nada, nos dirigimos allá... "te habíamos telefoneado para que no vinierais, que ya bajaríamos nosotros a Palamós esta tarde" fue lo primero que nos dijo el mismo agente de la tarde anterior, pero no obstante aprovecharon nuestra llegada para que yo testificara, Emmanuel pudo estar conmigo, en silencio claro. Sinceramente, tanto repetir los echos, que uno se lia, y complica más las cosas, pero bueno, lo dicho, dicho está, ya no había vuelta atrás.

A las cinco ya estábamos en la calle, no tardemos mucho tiempo, en llegar a la oficina de bus, a recoger el tiquet. A las 18.00 h. salia, aun nos faltaba media hora, en el que nos tomemos algo en el bar del lugar. Me encontré chicos y chicas que conocía, con discapacidad psicológica, casi todo el autocar eran de estos chicos, que ya estaba contratado para llevarlos a Palamós.



Por la noche telefoneó Pilar, la mujer de Salvador, informándonos, que ya había estado la policía en su casa, que ya Salvador ya había testificado, ya había dado su testimonio, cosa que los agentes, se lo agradecieron mucho.

Escrito: 05 de febrero del 2013

También te puede interesar.... Diario personal: Amenaza...

Sígueme también... Mis redes sociales...

No hay comentarios:

Publicar un comentario