Entradas populares

sábado, 5 de septiembre de 2020

Cúal es la secuela que más detesto de mi parálisis cerebral

 


Vivir con Parálisis cerebral no es tan duro como los que creen en los mitos de la discapacidad piensan… También es verdad que cada persona, cada familia es un mundo, yo solo expreso mi testimonio del tema.

La parálisis  cerebral, me acompaña desde mi nacimiento, así que no puedo hablar que bien sería mi vida sin ella, ya que no me lo puedo imaginar… En mi caso tampoco me puedo quejar, mis secuelas no son tan fuertes como en otros casos, tengo la mano derecha más afectada, pero no inutilizable, ya he comprobado que si la hago trabajar, mejora notablemente en movilidad y soltura… hasta el punto que me hace dudar si no es realmente ella mi mano dominante, solo quedó atrás por el hecho de mi parálisis cerebral, y sus secuelas. También puedo andar, no sola, no tengo el equilibrio para ello, pero si con ayuda… Para mi vivir con esta discapacidad, no es una desgracia, es la única forma de vida que conozco, me se defender bastante bien, acepto positivamente esta condición, igual que ella me acepta a mí.



Este artículo no es para exponer, mi vida con parálisis cerebral, no, más bien exponer, la única secuela que detesto de mi parálisis cerebral… los sobresaltos involuntarios. 

Es súper incómodo y molesto, que al mínimo pequeño ruido, tu cuerpo se sobresalta, como si te persiguiera el diablo… estar tan tranquilo, en el sofá de tu casa, el ruido del plato dejado con normalidad en la mesa, provoqué un sobresalto en tu cuerpo, al igual que al cerrar la lavadora, o abrir el grifo para fregar los platos… etc… Hasta el ladrido o maullido de tu mascota o el simple hecho de explotar globos o tirar petardos, puede hacer, que tu cuerpo se sobresalte notablemente y tu corazón se acelere a la misma vez…



 Pero lo más simple que te puede provocar ese sobresalto, es que digan en voz alta tu nombre, no es necesario gritar, en un tono totalmente normal, sin gritar puede hacer tu sobresaltar… ¿Entendéis por qué lo detesto? Pero hay algo aún más molesto, es que la gente te diga "pero… ¿por qué te asustas?""eres muy asustadiza" ¿Cómo hacerles entender, que no es miedo, que es algo que no puedes controlar? ¿Cómo hacerles entender que es parte de la condición que llevas contigo?

Es que muchos no entienden, ni siquiera la familia… no es el ruido en sí, es el pequeño ruido, multiplicado por diez, lo que provoca el espasmo corporal, es algo que no se puede controlar…

 

Por lo demás no tengo ninguna queja de vivir con parálisis cerebral, pero ese aspecto en si, realmente sí, lo detesto.

Escrito: 11 de septiembre del 2014

También te puede interesar...

Sígueme también... Mis redes sociales

No hay comentarios:

Publicar un comentario