Entradas populares

lunes, 24 de agosto de 2020

Palabras de un héroe ciego que me llenaron de valor

 

Hola bella dama,

Recibí tu carta, no me tienes que agradecer nada, yo no hice nada ¿Aun te preguntas como pude hacerlo? ¿Cómo pude salvarte en mi estado? A pesar de los obstáculos que aparentemente, puedan existir, supongo que la fe ayuda, pero en este caso, pura psicología, sentía su energía.

Ya para empezar, quien ataca a otro, es porque su vida es patética, vacía, quien se enfrenta a otro más débil, es un cobarde, que solo busca, la aprobación de otro, normalmente de los padres. Te escuché, escuche, como tu pareja, llegaría más tarde, tu sola en esa calle, bueno sola tampoco, estaba yo en un rincón, muy entretenido observando a mi alrededor, como un gato pendiente a todo.

Note, como un aroma asqueroso, te tiraba palabras idignas, no una, ni dos, unas cuantas más, eso no se hace a una dama, bueno ni a una dama, ni a nadie. Note tu malestar, tu incomodidad, es que se acercaba medianoche, ese hombre, tu sola en la oscuridad, con un tipo, que ya te empezó a molestar, intestaste escapar, pero él te acorraló, te agarró, note su presencia, no hay que ser un genio para saber que sus intenciones no eran buenas, escuchar tus gritos, tu negativa, afirmaba lo que ya sabía. Ya pudiste ver, que no hizo falta nada, solo cuatro palabras. Yo soy creyente, no culpo al señor, por mi situación, sé que él me dio un lugar en este mundo con un propósito y solo vivo y me dejo guiar, realicé mi carrera de psicología, y bueno, no hay que agradecer, solo estaba ahí en el momento justo, tuve una noche algo estresada, necesitaba que me tocara el aire, solo nos crucemos, y bueno supongo que ver tantas películas de super héroes, también te incitan a ello, odio las injusticias, que lastimen a seres inocentes como tú, por ello, no podía quedarme sin hacer nada, el señor me dio esta vida, y no es para ser ayudado, sino para ayudar…



El que estuviera ahí, ya le incomodó, le desbarató sus planes, aunque no me pudiera ver,  él era consciente, que todo su plan se había derrumbado, el no saber quién le hablaba, a quien se enfrentaba, le estaba volviendo loco. Para mí, nunca ha sido un problema, con calma, con tranquilidad, le hable, él tenía mucha rabia, lo noté, pero es algo que venía desde niño, su padre era igual, él podía haber sido distinto de haberlo intentado, pero se convirtió en lo que más detestaba. ¿Te distes cuenta como defendía a su padre? Su energía se estaba desbaratando, él solo es un cobarde, no un hombre, que solo se siente valiente atacando a los más débiles que él. No hizo falta más que contar hasta tres para que se orinara en los calzones echando a correr, y literalmente bella, se orinó, me llegó un fuerte olor. No hizo falta palabras más altas, no hizo falta violencia, solo recitar su realidad. No importa que como yo, este ciego, pero esta discapacidad visual no es impedimento para ser un héroe, desenvuelves los demás sentidos, ellos son tus ojos.

Yo solo salí a que me tocara el aire, te encontré, no soporto que hagan daño a las mujeres, mi deber como hombre, era ayudarte, un placer.

Si algún día nuestros caminos se cruzan puede que no me reconozcas pero puede que te invite un café, pude que lo aceptes, pero ahí voy a estar, acompañándote. Cuídate. 


 

Escrito: 25 de abril del 2015

También te puede interesar....


Sígueme en... Mis redes sociales

No hay comentarios:

Publicar un comentario