viernes, 24 de abril de 2020

La vida es cruel: Mi hermana con cuatro hijos y yo cero




No me mal interpretéis, amo, adoro a mis sobrinos, realmente daría la vida por ello, me considero un tía divertida, extrovertida, y juraría que ellos me idolatran, pero es demasiado duro ver, como aquello, que tu cuerpo tanto anhela, al mismo tiempo, lo rechaza, tu hermana gemela en cambio, le llega el embarazo a la primera, solo un descuido, y pluf, ya vuelve a estar embarazada, parece mentira que hayamos nacido del mismo útero, en el mismo parto, mi hermana y yo siempre hemos tenido cierta rivalidad, siempre me ha recordado las series televisivas, como dos hombres y medio, Charlie y Alan Harper, claro yo soy el menor de los hermanos, por más que lo intento nada me sale bien, en cambio ella, siempre tan independiente, tan pasota, jamás sin responsabilizarse de nada, le sale todo a la perfección, a medida que íbamos haciéndonos dos mujeres, eso nos fue perjudicando, al mismo tiempo, separando, nació esa rivalidad, típico de los hermanos, ese amor -odio, pero en nuestro caso perjudical, ya que eso ha creado una muralla entre ella y yo, más odio que amor, la quiero claro que la quiero, es mi hermana, pero también la detesto, es mas fuerte, el segundo sentimiento, que el primero.




Hoy vuelvo a ser tía, mi cuarto sobrino, esa rivalidad, no va impedir una cosa, es que ame a ese niño, igual que a sus hermanos, pero a la misma, es un día agridulce, me acaban de informar, que no puedo tener hijos, aunque adoro a esos niños como si fueran sacados de mi vientre, siento que no es lo mismo, una cosa es ser tía, te toca todo lo divertido, pero el ser madre, es lo máximo, un amor, que nadie ni nada puede comparar, un derecho, una necesidad que para algunas mujeres, es como el respirar, yo soy una de esas mujeres, a la misma, el fracaso de la naturaleza, por ello mismo, siento rabia, tristeza, ante esa nueva bendición para mi hermana, mientras yo me quedo en la nada, desesperada....


Escrito: 13 de octubre del 2018
También te puede interesar...

Sígueme en... Mis redes sociales

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Carta de despedida de un drogadicto a su mejor amiga

  Soy al primero, que me está partiendo el alma, estas líneas, pero es necesario, te escribo para despedirme de ti, mi mejor amiga… Cuando e...